Desde hace años en esta casa se han rehabilitado muchas mujeres de las drogas y el alcohol en este precioso caserio en Ordizia. Tiene capacidad para 40 personas.